• 3541100
  • hogardonbosco@cotas.com.bo

Descripción

Proyecto Don Bosco – Santa Cruz

El Proyecto Don Bosco es un conjunto dinámico de programas que brindan un ambiente armonioso, donde se acogen niños, niñas, adolescentes y jóvenes en situación de calle y riesgo social; bajo un sistema que tiene como misión dar una formación integral, sirviendo y protegiendo los derechos fundamentales de cada uno de ellos, donde se sienten aceptados y valorados por la familia y la sociedad, según el espíritu salesiano, superando la situación de desventaja en la que se encontraban, a través de una formación integral, basada en el amor y el acompañamiento, inspirados en Jesús el Buen Pastor, para que puedan desarrollarse dentro de la sociedad como buenos cristianos y honestos ciudadanos.

Acoger – educar – preparar para la vida

El proyecto Don Bosco nació en 1991 como Hogar “Don Bosco” por el Padre Octavio Sabbadín, salesiano italiano, en la ciudad de Santa Cruz – Bolivia. Siguiendo los pasos de Don Bosco transformó este lugar para que estos chicos abandonados, maltratados y enfermos, encontraran una razón para vivir. Teniendo en cuenta que Bolivia es el país más pobre de Sudamérica, este proyecto siguió creciendo como respuesta al grito de dolor que sale del corazón de tantos niños, niñas, adolescentes y jóvenes, que nuestra sociedad rechaza, margina y los conducen a vivir en situación de calle, de abandono o de grave riesgo.

1.- Hogar “don Bosco” (1992). Por medio de un convenio de colaboración firmado entre el Estado y la Sociedad Salesiana, primeramente el Padre Octavio asumió la responsabilidad y la tutela de los chicos que se encuentran en la Granja Hogar de Varones, que pronto se llamará Hogar “don Bosco”, donde se acoge a los niños, adolescentes y jóvenes, en orfandad parcial o total y en situación de abandono, enfermedad y riesgo psicológico; la población oscila entre los 6 y 18 años de edad; para brindarles una verdadera formación integral. La primera preocupación del Padre Octavio fue que los chicos puedan encontrar una razón para vivir, luego compatiblemente a la capacidad de la infraestructura y a la ayuda que continuaba llegando de Italia, se pudo acoger más chicos y también mejorar sus calidades de vida (actividades lúdicas y espirituales basadas en la fe cristiana)

2.- Unidades Educativas (1992). Ante la necesidad de involucrar a los chicos internos e insertarlos a la sociedad, se abre a la población vecina, una Unidad Educativa con todos los ciclos, transformando y ampliando la escuela anterior. De esta forma los internos, insertados con los chicos y chicas de la zona, se socializan y son partícipes de las actividades civiles, para liberarlos de la marginalidad y al mismo tiempo sensibilizar a la sociedad en su conjunto. Actualmente las unidades educativas son: Kinder Divino Niño; Básico de la mañana: Francisco Besuco; Básico de la tarde: Pastorcitos de Fátima; Secundaria: Joven Bolivia, y el Instituto Mamá Margarita, con un total de 1.700 alumnos.

3.- Oratorio Salesiano Centenario (1993). El convenio firmado con el Estado también beneficia al Hogar “don Bosco”, ya que la infraestructura del Centro Recreativo pasa a nuestra administración, y se vuelve Centro Recreativo “don Bosco”, con su amplia piscina y las múltiples canchas de juegos, posibilita un espacio propicio para abrir el centro de formación catequística, de distensión y recreo, con la misma visión de los oratorios de san Juan Bosco en su época.

La Congregación Salesiana Boliviana asumió la obra en el año 1993, cuando empezó a enviar clérigos y coadjutores durante las vacaciones…

4.- Casa de Acogida: “Mano Amiga” (1994). Con el tiempo las necesidades y dificultades aumentan para aquellos que quieren ingresar al Hogar “don Bosco”: muchos niños y niñas tocan las puertas; con los ojos llenos de lágrimas, cuentan sus tristes historias familiares (divorcios, separaciones o abandono de uno los progenitores, maltratos…) y están al borde de parar en las calles. Entonces se decide abrir “Mano Amiga”, una casa transitoria para aquellos que se encuentran en una situación de riesgo; y podrán permanecer por el tiempo necesario hasta poder hacer las pertinentes investigaciones, y trabajar con los padres con la esperanza de reinsertarlos a su familia, o de lo contrario, ingresarlos a un centro o institución para que puedan tener una formación integral. En el tiempo que los chicos se quedan en este lugar no falta la formación escolar con profesorado de apoyo.

La obra comienza a tener matices diferentes y mucho trabajo, es entonces que la Inspectoría Salesiana de Bolivia en el año 1995, añade algún salesiano durante el año escolar para que trabajara con el Padre Octavio Sabbadin.

5.- Barrio Juvenil “don Bosco” (1998). Pero hay jóvenes que crecen y maduran y el plazo de estar en el Hogar “Don Bosco” termina: insertarlos a la sociedad sin las herramientas suficientes es como mandarlos a la boca del lobo. Entonces se decide crear un espacio para estos jóvenes por un determinado tiempo, el Barrio Juvenil “don Bosco”, donde puedan vivir, mientras terminen sus estudios, empezar una carrera técnica, y profesional para poder insertarse en el mundo laboral. Puedan ahorrar lo suficiente para alquilar o comprar una casa, es decir, ir tomando su propio camino en la vida.

Solamente en el año 1999, el: Hogar “don Bosco”, la Unidad Educativa, el Oratorio salesiano y la casa de acogida “Mano Amiga”, fueron reconocidos como comunidad regular de la Congregación Salesiana con decreto propio. El padre Octavio Sabbadin ha sido el primer Director…

6.- Casa de acogida nocturna: “Techo Pinardi” (2001). Aun así hay niños, adolescentes y jóvenes que gritan en silencio por las calles, pidiendo una oportunidad: entonces el Proyecto Don Bosco, mira en su interior y ve que la obra aun no es completa. En su afán de regresar a las raíces, donde se origina la misión de San Juan Bosco, se involucra con los chicos en situación de calle, para poder acogerlos, brindarles alimentación, ducha caliente y ropa, una cama acogedora, curar sus heridas y sobre todo curar las heridas del alma al estilo salesiano. Esta acción se cumple con la apertura de “Techo Pinardi” por la noche, a partir de la 6 de la tarde hasta el día siguiente, 8 de la mañana…

7.- Casa Transitoria: “Hogar Granja Moglia” (2003). La acción que hace Techo Pinardi no es completa, el proyecto se queda corto porque entiende que es una ayuda a medias, puesto que no es posible solamente atenderlos en la noche, ya que en el día los chicos que asisten siguen estando en las calles, deambulando, arriesgando su integridad física para hundirse más en el vicio de las drogas. Es preciso pensar en una opción para poder lograr sacarlos de la calle (por voluntad propia). Como una respuesta se decide abrir la “Granja Moglia”, un centro terapéutico que permite al chico en situación de calle alejarse de la misma por un tiempo, desintoxicarse y asumir nuevas formas de comportamiento, con actividades estratégicas de ocupación, como la huerta, el zoológico, la ganadería, la fábrica de yogurt, etc. Y luego buscar la posibilidad de hacer la reinserción familiar o pasar a la siguiente etapa que es el Hogar “don Bosco”.

8.- Casa de acogida diurna: Patio “don Bosco” (2004). Pero la fragilidad y el cambio brusco de la calle a la Granja Moglia, tiene a menudo como consecuencia el fracaso, puesto que la poca costumbre de respetar normas, que para ellos significan sometimiento y no formación, los lanza a renunciar a la etapa para volver a la calle. Ante esta necesidad nace el Patio “don Bosco”, que permite trabajar con más eficiencia en la motivación y preparación de los chicos en situación de calle, con actividades que permiten trabajar en el respeto de las normas y en la responsabilidad, para que el paso a la siguiente etapa sea menos traumático; el horario de atención es de 9 de la mañana hasta las 6 de la tarde, incluye actividades diversas (talleres, nivelación escolar, deporte y otros…)

9.- Casa Miguel Magone (2005): Si bien todo parece andar sobre ruedas, existe otra preocupación para el Proyecto “don Bosco”: los adolescentes y jóvenes que hacen la capacitación técnica en la Escuela Profesional Miguel Magone. La deserción constante del Albergue Miguel Magone, donde conviven con jóvenes cuya situación es diferente porque la mayoría tiene familia estable, en relación de los jóvenes que salen del Hogar (abandonados y huérfanos) y no se pueden adaptar; por mucho tiempo la situación se repetía, se intentó ignorar el problema puesto que el Albergue Miguel Magone pertenece a la Sociedad Salesiana y la confianza depositada en él ha sido incondicional; sin embargo la inocencia y el vivir con curiosidad una libertad no controlada, la oferta de las drogas, el alcohol y otros vicios que conlleva la realidad del joven actual, en una zona difícil como La Cuchilla, permitió que muchos de ellos se perdieran. Entonces nace la casa Miguel Magone, como una necesidad, especialmente para chicos que se han formado a lo largo de los años en el Hogar “don Bosco” u otros hogares, cuya problemática es la misma. Ellos siguen formándose en la Escuela Profesional Miguel Magone (electricidad industrial, mecánica industrial, mecánica automotriz y artes gráficas), mientras se intenta ofrecer mayores oportunidades según sus inclinaciones, en otros institutos (carpintería, diseño gráfico, peluquería, serigrafía, ensamble e instalados de computadora, panadería, plomería, instalación de gas, refrigeración, electrónica)…

10.- Talleres “don Bosco” (2005): Cada vez más, adolescentes y jóvenes mayores de 15 años, acuden al Techo Pinardi y Patio “don Bosco”, muchos de ellos sin oportunidad alguna de volver a Centros y Hogares, por su edad o porque no se sienten bien. Este nuevo fenómeno nos llama la atención, por la que se decide abrir para esta población la posibilidad de capacitarse empíricamente en los Talleres “don Bosco” (soldadura, carpintería, jardinería, serigrafía, panadería y fábrica de shampoo), y a su vez motivarlos a que puedan volver a la escuela (CEMA o nocturna) y puedan acceder a una capacitación a nivel profesional; cada chico tiene la posibilidad de percibir un salario mínimo con tal de motivarlo y enseñarle el valor del trabajo y proponer ahorrar para el futuro.

El año 2006, El padre Octavio Sabbadin cede la responsabilidad como Director General al Padre Carlos Longo Doná, quedando él como responsable del Proyecto Don Bosco (atención a la niñez y juventud marginada)… El Padre Octavio S. sigue con todo su corazón y echando todo su carisma a la derecha del Padre Longo.

A comienzo de año 2011, el p. Carlos Longo deja el Proyecto Don Bosco para Muyurina, y el p. Octavio Sabbadin vuelve a ser el Director General de la Comunidad y Obra del Proyecto Don Bosco.

Aunque actualmente muchos de los chicos que pasaron por el proyecto ya son hombres y han formado familias, se hace un esfuerzo para consolidar una fraternidad a la que llamamos Fraternidad de Amigos Padre Octavio Sabbadin; que permita seguir y ser un punto de referencia y de seguimiento para los jóvenes que están por independizarse y los que vendrán…

¿Qué falta?: Todavía hay muchos chicos, mejor llamarlos jóvenes (especialmente los mayores de 17 años, edad límite para entrar en Techo Pinardi), que ya trabajan en los Talleres “don Bosco” y que aun duermen en la calle y no existe un lugar propio donde poder descansar… entonces sería necesario para ellos una casa de acogida donde poder independizarse, que no sea el Barrio Juvenil.